jueves, 31 de mayo de 2012

Unos 300,000 menores se inician cada año en el consumo de tabaco en Perú


Alrededor de 300,000 niños y adolescentes peruanos se inician cada año en el consumo de tabaco y la edad promedio de inicio es de 13 años, informó hoy el presidente de la Comisión Nacional Permanente de Lucha Antitabáquica (Colat), Carlos Farías.

Jefa de Devida, Carmen Masías, participa en ceremonia por el Día Mundial sin Tabaco, en la Plaza Mayor de Lima. Foto: ANDINA/Mauricio Vargas.

Desde la Plaza Mayor de Lima, donde diversas organizaciones conmemoraron el Día Mundial sin Tabaco, Farías coincidió en que mientras más temprana sea la edad de inicio en el nocivo hábito de fumar más difícil será dejarlo y, a la larga, el daño a la salud será mayor.

En diálogo con la Agencia Andina, manifestó que una prueba de ello es que en Perú mueren al año alrededor de 10,000 personas a consecuencia de enfermedades relacionadas con el consumo de cigarrillos, es decir, todos los días fallecen 25 fumadores en territorio peruano.

Durante el evento, en el que cientos de jóvenes y adultos compartieron el lema: “Apaga un cigarro, enciende una vida”, para expresarse en contra del hábito de fumar, Farías agregó que a escala mundial las muertes ligadas al consumo de tabaco se aproximan a los seis millones.

“En Perú, el Estado garantiza que tengamos un país ciento por ciento libre del humo de tabaco, al eliminar por ley las áreas de fumadores en todo espacio público cerrado, y corresponde a los alcaldes emitir sus ordenanzas para que esto se cumpla”, comentó el titular de la Colat.

Por su parte, Carmen Masías, presidenta ejecutiva de la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (Devida), señaló que el cigarrillo constituye una de las drogas más adictivas y su consumo ocasiona graves daños a la salud de quien fuma y de quienes al hallarse cerca del fumador aspiran el humo.

En ese sentido, pidió a los fumadores que acostumbran consumir tabaco en casa pensar en sus hijos, en sus demás familiares e incluso en sus mascotas, con quienes comparten el hogar, pues ellos también resultan afectados por el humo del tabaco.

“Hay que tomar conciencia y entender que al fumar también se les hace daño a terceros. El cigarro reduce la vitalidad y la energía, hace que baje el rendimiento en el deporte y en otros ámbitos. También, a la larga, repercute en enfermedades ligadas a los órganos vitales”, dijo.

Asimismo, Masías se mostró a favor de elevar el precio de los cigarrillos que se venden a los consumidores, ya sea mediante un impuesto o algún otro mecanismo que encarezca su costo, con el fin de desalentar su consumo.

"Cuando se eleva el costo del cigarrillo, se reduce su consumo y, por ende, también las enfermedades ligadas a él", puntualizó.

Más adelante hizo un llamado a los alcaldes para que, en el marco de sus funciones, fiscalicen con mayor rigor la venta ambulatoria y al menudeo de cigarrillos en sus jurisdicciones, pues recordó que está prohibido expenderlos en paquetes de menos de 10 unidades.

En la Plaza Mayor capitalina se dieron cita representantes de diversas organizaciones e instituciones gubernamentales y civiles, quienes mostraron pancartas con lemas en rechazo al humo del tabaco.

Además, se apreció un espectáculo musical y de danzas típicas peruanas. Fuente: ANDINA 

Archivo de Noticias