miércoles, 17 de mayo de 2017

La sal que consumes 'involuntariamente', eleva tu presión arterial

En el Día Mundial de la Hipertensión Arterial hay dos afirmaciones que son ciertas y debemos tomar en cuenta: "no existe una comida sin sal", "uno no puede vivir sin sal". Este ingrediente que consideramos imprescindible para la sazón de los alimentos, en exceso hace daño, e 'involuntariamente' está presente en muchos productos envasados. 


Empecemos por entender que en casa es más fácil controlar la sal (cloruro de sodio), pero no podemos extraerla de la galleta, el helado, el keke, el jugo o la bebida gaseosa que compramos en el quiosco. ¡Sí, estos alimentos contienen sal!

"Las comida procesadas son las más altas en sal, porque así se conservan mejor. Representan un mayor peligro de hipertensión", explica el nefrólogo Boris Medina Santander, presidente de la Sociedad Peruana de la Hipertensión Arterial.
Según el especialista, los alimentos como la papa e incluso el agua contienen sal, un elemento que ayuda a que el cuerpo esté hidratado, introduciendo agua al interior de las células. 

Pero, ¿cuál es la cantidad sugerida de consumo? Es mínima, en el día necesitamos apenas todo lo que pueda caber en una cucharadita de té, indica la licenciada en Nutrición Claudia Agüero. "No nos referimos a la preparación para una olla familiar, sino que es la cuota por persona". 

Las personas que ya han sido diagnosticadas con hipertensión arterial, pueden consumir esa cantidad sugerida de sal, pero deben evitar productos procesados, como los embutidos, la canchita del cine o las bebidas gasificadas.
La especialista de Solidaridad Salud recuerda que el exceso de sal en las comidas no causa una reacción inmediata en la salud, pero pasados los 35 años ya se pueden presentar cuadros de hipertensión, y con más frecuencia se registran casos en gente de 30 años a menos. 

Finalmente, recomienda consumir fibra, frutas y verduras, porque ayudan a bajar los niveles de colesterol y triglicéridos, que elevan la presión arterial.  

LA HIPERTENSIÓN ARTERIAL
Es el incremento constante de la presión sanguínea en las arterias y se le conoce como el 'asesino silencioso', porque no presenta síntomas.

Las complicaciones afectan cuatro órganos: el cerebro, los ojos, el corazón y los riñones.

El tratamiento consiste en comer saludablemente y hacer actividad física.Fuente: http://vital.rpp.pe/


Archivo de Noticias